• +57 311 851 0683
  • km 7 vía Bogotá - La Calera
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Blog

Tener una mascota es una responsabilidad, requiere cuidados y dedicación de tiempo sin embargo, también nos llenan momentos de alegría y cariño incondicional.

Tener una mascota es algo especial, se convierten en parte de la familia tan rápido y se vuelven un tema de conversación constante.Traen alegría a la casa, verlos jugar, dormir en posiciones extrañas que nos divierten y luego están esas demostraciones de cariño un tanto aparatosas con garras y dientes incluidos que a pesar de que tal vez puedan lastimar un poco las recibimos con todo gusto. Aun así, es una responsabilidad, requiere tiempo y dedicación y usualmente tiempo es lo que no teníamos; el trabajo, la rutina diaria, las otras responsabilidades no había espacio para una más.

balderyloki

Y justo en medio de esta conversación algo cambió para siempre, llegó la pandemia y la vida como la conocíamos ya era completamente distinta, entre la angustia de lo que sucedía, la preocupación por nuestros familiares y amigos y la incertidumbre de lo que estaba por suceder, solo seguíamos descendiendo por una espiral interminable de intranquilidad y desasosiego. Sin embargo, y de forma inesperada, en medio de esa dinámica vimos una oportunidad; envueltos en el encierro de la cuarentena se abrió una ventana de esperanza entre tantas preocupaciones que nos trajo un rayo de alegría, un rayo color blanco y gris en forma  Border Collie que puso sus cuatro patitas en nuestra casa para quedarse, Balder Grau.

Y con Balder todo fue distinto, cuidarlo, enseñarlo, entrenarlo, despertarnos en la mañana por sus pequeños ladridos y su adorable torpeza jugando con una pelota que a duras penas podía sostener en su boca. Luego algunos meses después de saltos furtivos a la cama para no dormir solo hasta llegar precisamente la velocidad de un rayo corriendo hacia tu dirección y cargado de alegría y con la lengua fuera cuando te saluda en las mañanas luego de “toda” una noche sin jugar, definitivamente todo hubiese sido distinto sin Balder en nuestras vidas.

Sin embargo, a pesar del tiempo y atención que le dedicamos un par de interrogantes surgieron con el pasar de los meses, ¿será suficiente con lo que juega con nosotros?, ¿se sentirá solo? Y si bien ese era un pensamiento recurrente no habíamos tomado una decisión al respecto hasta que un dia, caminando entre los espacios de flexibilización de la pandemia vimos a un perrito en la calle, algo en su mirada era intrigante, entre calma y cierta tristeza; estaba parado a un lado de un cartel que decía “Adoptame”. Si podíamos cuidar de Balder, sacarlo a pasear y atenderlo ¿por qué no podríamos cuidar a este perrito también? Claramente lo necesitaba; algo en esa mirada nos cautivo y definitivamente no queríamos dejarlo atrás.

Así llegó Loki Schwartz a nuestra casa, un perrito de 2 a 3 años, antes de adoptarlo se lo presentamos a Balder, un poco de “indiferencia” al principio, aceptación total días después. La primera semana de Loki estuvo llena de nervios y ansiedad que se tradujeron en timidez extrema, excesiva precaución e inclusive llanto sin razón obvia; nuestra respuesta fue cariño, atención y exactamente el mismo trato que a Balder. Lo llevamos al veterinario, vacunamos y así, poco a poco, Loki fue ganando confianza y se adaptó completamente a nuestra rutina, los paseos son sus favoritos, le encanta jugar a “cazar” a los pájaros (no dejamos que realmente alcance a alguno); hace unos días jugó por primera vez con una pelota y nos “defiende” cuando Balder juega con mucha intensidad.

Tener una mascota es una responsabilidad, requiere cuidados y dedicación de tiempo sin embargo, también nos llenan momentos de alegría y cariño incondicional y nos dan una oportunidad de apartarnos del mundo un momento para estar con ellos, jugar, reír o simplemente para hacernos compañía sentándose a nuestro lado, lo que cada vez que sucede es una oda a la amistad; Gracias Balder y Loki por ser esa oportunidad de paz y esperanza en nuestra vida.

 


Contáctanos

+57 311 851 0683

info@masqueguauclub.com

Atención a clientes en la sede 
Lun - Sab 11:00 am - 1:00 pm

Km 7 vía Bogotá - La Calera Vereda el Salitre Occidental

Medios de pago

Tarjetas de crédito

Image

Transferencia

Image

Pago en efectivo

© 2022 Más Que Guau Club. Todos los derechos reservados.

desarrollado con amor por platinoweb